Enlaces para accesibilidad

Beneficio a conductores sin licencia

  • Voz de América - Redacción

Actualmente, la regla sólo se aplica en los retenes de sobriedad. Sin embargo, la imposición de una multa para los que son hallados en falta, se mantiene.

Actualmente, la regla sólo se aplica en los retenes de sobriedad. Sin embargo, la imposición de una multa para los que son hallados en falta, se mantiene.

Los detenidos podrían llamar a una persona con licencia de conducción para que recoja el vehículo.

La Policía de Los Ángeles informó el martes a la Comisión de Policía sobre su plan para expandir una regulación que beneficiaría a conductores sin licencias ni antecedentes en paradas de tráfico.

El asunto resalta por el decomiso de vehículos de conductores sin licencia, muchos de los cuales son inmigrantes sin autorización para residir en Estados Unidos. Si un conductor sin licencia es detenido por la policía, su vehículo puede ser decomisado por 30 días.

Esta expansión ocurre luego de que la policía fuera criticada por activistas pro inmigrantes, que alegan que el decomiso de vehículos por 30 días es injusto, discriminatorio y demasiado costoso, ya que sacar del depósito un vehículo decomisado podría sumar miles de dólares.

Aunque el plan todavía tiene que nutrirse de comentarios de la comunidad y pasar por el Concejo de Los Ángeles, según dijo el jefe de la policía Charlie Beck. Esta vez, la abogada y activista pro inmigrantes Marissa Nuncio dijo que estaba satisfecha por los planes de la policía. "Me parece que están yendo en la dirección correcta", dijo.

La nueva regulación para conductores sin licencia se aplicaría siempre y cuando el conductor no tenga antecedentes, tenga permiso del dueño registrado para manejar el vehículo y que la matrícula del auto esté al día. No aplicaría a conductores sin licencia y con antecedentes ni conductores con licencias suspendidas o revocadas. De lo que no se escapará nadie, será de una multa si es que es hallado en falta.

Por su parte, el subjefe de la policía Michel Moore dijo que el plan es bastante factible, pero que el cambio podría reducir los ingresos que recibe el municipio por concepto de liberación de vehículos del depósito.

El año pasado, la policía angelina y el Departamento de Transportación confiscaron casi 139.300 vehículos, lo significó una entrada de casi 4,5 millones de dólares para el municipio, que se agenció de otro monto igual en concepto de impuesto sobre el depósito y decomiso de cada vehículo, de acuerdo con los documentos.

XS
SM
MD
LG