Enlaces para accesibilidad

Caen remesas a Guatemala


La caída de remesas obligó a decenas de miles de niños guatemaltecos a desertar la escuela para buscar trabajo, según la OIM y Unicef.

La caída de remesas obligó a decenas de miles de niños guatemaltecos a desertar la escuela para buscar trabajo, según la OIM y Unicef.

El envío de remesas a Guatemala cayó casi un 10 por ciento en los primeros meses del 2009. La caída tuvo un fuerte impacto en la salud y en la educación de los niños guatemaltecos, según un estudio de la OIM y Unicef.

El envío de remesas de familiares en el extranjero a los guatemaltecos cayó casi un 10 por ciento en los diez primeros meses del 2009 en comparación con el mismo período del año anterior, según estadísticas del Banco de Guatemala.

En 2009, el envío de remesas al país fue de $ 3.299,83 dólares, $ 364 millones menos que en 2008, según citó la agencia de noticias AFP.

La crisis económica que vive Estados Unidos, donde hay cerca de 1,3 millones de guatemaltecos radicados – el 60 por ciento como indocumentados – afectó gravemente el envío de remesas, según la Organización Internacional para las Migraciones (OIM).

El 30 de octubre pasado, la OIM y Unicef advirtieron que “la caída de las remesas que envían los guatemaltecos emigrantes a sus familias ha obligado a decenas de miles de niños del país centroamericano a desertar de la escuela para buscar trabajo y contribuir al ingreso familiar”.

El estudio, hecho con una muestra de 3.000 familias, indicó que “el 8,7 por ciento de los niños entre 7 y 17 años han abandonado la escuela, mientras que el 7,4 por ciento de la misma edad han comenzado a trabajar”.

En 2008, el 42 por ciento de estos menores “asistían regularmente a la escuela”, según dijo Jean Philippe Chauzy, portavoz en Ginebra de la OIM.

La reducción de remesas también tuvo un impacto en la nutrición de los niños y en las familias guatemaltecas en general, informó el estudio.

“Constatamos por ejemplo que las raciones alimentarias cotidianas han disminuido, las familias no hacen más que una comida al día”, dijo Chauzy, según un comunicado publicado en el portal de Naciones Unidas.

“Desafortunadamente, también constatamos que en algunos casos las familias han dejado de mandar a los niños a la escuela o los han puesto a trabajar para tener un poco más de dinero a las familias”, agregó.

XS
SM
MD
LG