Enlaces para accesibilidad

Matan a secuestrador y rescatan adolescente

  • Voz de América - Redacción

Más de 150 agentes a pie y a caballo rastrearon las desoladas áreas donde se había ocultado el sospechoso, James Lee DiMaggio, quien fue abatido por la policía.

Más de 150 agentes a pie y a caballo rastrearon las desoladas áreas donde se había ocultado el sospechoso, James Lee DiMaggio, quien fue abatido por la policía.

El padre de la adolescente dijo estar emocionado por la noticia y esperaba reecontrarse con su hija tan pronto como pudiera.

La adolescente de 16 años rescatada de manos de un secuestrador que la había llevado a una montaña en Idaho, se volvió a reunir con su padre el domingo en Boise, para iniciar un largo y penoso proceso de recuperación.

Horas antes la cacería humana para dar con el paradero de un fugitivo sospechoso de dar muerte a una mujer y a su pequeño hijo, y secuestrar a la hija adolescente, terminó cuando agentes del FBI abatieron a tiros al secuestrador.


Sospechoso y poco casual

El rescate de la jovencita californiana y la muerte de su secuestrador a manos del FBI el domingo tuvo mucho que ver el breve encuentro en la montaña entre la pareja y cuatro jinetes —dos hombres y dos mujeres— el miércoles por la mañana.

Mark John, uno de los jinetes, dijo que la pareja no se mostraron amistosos y que la jovencita tenía puesta una piyama o pantalones de correr, y que el hombre parecía llevar sólo una mochila ligera.

"Parecían estar fuera de lugar", dijo John, de 71 años, ex jefe de la Policía del Condado Gem. "El pudiera haber estado acostumbrado a andar en la naturaleza en California, pero no en Idaho... Entonces me surgieron dudas".

Esas dudas fueron confirmadas al regresar a casa y ver la “Alerta Amber” en busca de Hannah Anderson, de 16 años, y James Lee DiMaggio, de 40 y entonces contactó a la policía.
Los agentes consiguieron dar con el paradero de James Lee DiMaggio, de 40 años, quien se resistió y fue muerto por uno de los agentes especialistas en el rescate de rehenes, los que fueron enviados al extremo norte del Lago Morehead em Idaho, después que un helicóptero de la fuerza federal identificara el campamento del sospechoso.

El caso había concitado la atención nacional, después que DiMaggio, según se sospecha, incendiara la casa donde presuntamente asesinó a la madre, Christina Anderson, y a Ethan Anderson de 8 años, hermano de la adolescente, Hannah Anderson, a la que secuestró.

El sospechoso era amigo de la familia y pese a que la policía no ha dado detalles, aparentemente puso a los agentes en una situación muy difícil, dijo Mary Rook, agente especial a cargo de la división del FBI en Salt Lake City.

Sin embargo, destacó que "ahora que Hannah está a salvo y la están evaluando los médicos, el FBI trabaja con Hannah y su familia para conseguirles los recursos que necesitan".

La portavoz de la oficina de Salt Lake City del FBI, Mary Rook, dijo que DiMaggio y la adolescente fueron vistos por los agentes del equipo especial de rescate de rehenes en un camping cerca del lago por la tarde. Más de 150 agentes de policía a pie y a caballo estaban buscando a la niña después de recibir reportes de que habían sido vistos en el área.
XS
SM
MD
LG