Enlaces para accesibilidad

Assad promete más represión

  • Voz de América - Redacción

Bashar al Assad aseguró que no cederá ante la presión de la comunidad internacional para que renuncie al poder.

Bashar al Assad aseguró que no cederá ante la presión de la comunidad internacional para que renuncie al poder.

El mandatario sirio dijo sentir "dolor y pesar" por el derramamiento de sangre y agregó que la solución es eliminar a los milicianos.

Dos fuertes explosiones despertaron a los residentes de la capital de Siria, presuntamente dirigidas a la sede del partido de gobierno Baath, según activistas de ese país.

El llamado Ejército Sirio Libre, un grupo de militares desertores, se atribuyó la responsabilidad del ataque, luego de que la Liga Arabe rechazara los cambios propuestos por Siria a un plan de paz.

Según la Liga, los cambios realizados al documento original son “inaceptables porque introducen cambios drásticos” al plan que estipula la retirada de los tanques gubernamentales de las calles, la liberación de presos políticos y el cese de los ataques a la población civil.

Por su parte, el presidente sirio Bashar al Assad, advirtió que continuará con su medida de represión para “terminar con los milicianos” que aseguró “masacran diariamente a los sirios”.

Assad dijo en una entrevista al diario británico Times, que no cecederá ante las presiones internacionales y que continuará resistiendo.

El mandatario sirio aseguró sentir “dolor y pesar” por el derramamiento de sangre y aseguró que la solución es desaparecer a las milicias.

Según Assad, unos 800 miembros de las fuerzas de seguridad sirios han muerto desde que comenzó la violencia hace ocho meses, mientras que las Naciones Unidas aseguran que más de 3.500 personas han muerto en la revuelta que comenzó en Siria a mediados de marzo de 2011.

XS
SM
MD
LG