Enlaces para accesibilidad

Asuntos pendientes entre EE.UU. y Cuba

  • Voz de América - Redacción

El secretario de Estado John Kerry saluda a cubanos frente a la Embajada de EE.UU. en La Habana, reabierta este viernes

El secretario de Estado John Kerry saluda a cubanos frente a la Embajada de EE.UU. en La Habana, reabierta este viernes

Disidentes, derechos humanos y libertad de prensa son algunos de los temas aún no resueltos entre Washington y La Habana.

Varios temas quedan pendientes entre Estados Unidos y Cuba después de más de medio siglo de hostilidades, pese a la renovación de lazos diplomáticos.

La mayor parte de la comunidad exiliada cubana en Florida, el estado americano más cercano a Cuba, se opone a la apertura de relaciones con el gobierno de Raúl Castro, al igual que muchos de los opositores políticos del presidente Barack Obama en el partido Republicano.

El senador por Florida, Marco Rubio, aspirante a la candidatura presidencial republicana acusó a la administración Obama recientemente de haber manipulado políticamente para elevar la posición de Cuba en el reporte anual de tráfico humano. Rubio dice que Cuba no ha hecho "casi nada" para controlar el turismo sexual infantil en la isla.

"La elevación sin fundamento de Cuba en la lista de tráfico humano por parte del gobierno envía un escalofriante mensaje de que EE.UU., por lo menos bajo este presidente,está más interesado en los titulares sobre su histórica política hacia Cuba que en exigir al régimen de Castro que proteja a la juventud cubana de la explotación del tráfico humano", dijo Rubio en una carta al secretario de Estado John Kerry.

El informe de tráfico humano del Departamento de Estado subió a Cuba del nivel más bajo "Tier 3" al siguiente "Tier 2 Watch List" reservado para los países que merecen un escrutinio especial, pese a que el informe todavía fue muy crítico de La Habana.

Esta semana, Joh Hughes, el presidente del Club Nacional de Prensa, un importante grupo periodístico de Washington, instó al secretario Kerry a hacer de la libertad de prensa y el acceso al internet, una prioridad de la política del gobierno estadounidense.

"Es difícil imaginar que los derechos humanos, las condiciones laborales y la corrupción en el país van a mejorar si no hay una responsabilidad gubernamental, lo que viene con una libertad de prensa razonable" dijo Hughes.

"Por eso EE.UU. debe usar todas las herramientas a su disposición, incluidas las diplomáticas y económicas, para apoyar el reportaje sin restricciones y la diseminación de información en Cuba", señaló Hughes.

XS
SM
MD
LG