Enlaces para accesibilidad

Alta Comisaria de ONU alerta a Brasil


El Estadio Maracaná de Rio de Janeiro será sede de la final de la Copa del Mundo de Fútbol de 2014.

El Estadio Maracaná de Rio de Janeiro será sede de la final de la Copa del Mundo de Fútbol de 2014.

Navi Pillay señaló que en Brasil, los indígenas y negros están atascados en la pobreza, sin acceso a servicios básicos y el empleo.

La Alta Comisaria de las Naciones Unidas sobre derechos humanos, Navi Pillay, concluyó este viernes una visita de casi una semana a Brasil. Tras la visita, la alta funcionaria de ONU dejó algunos alertas al gobierno brasileño, referidos sobre todo a la situación en las cárceles y a la posibilidad de que ante la inminencia de la realización de dos grandes eventos deportivos, como la Copa del Mundo de 2014 y las Olimpíadas de Verano de 2016, se pueda ceder a la tentación de realizar una limpieza social.

Navi Pillay dijo que en sus visitas a las ciudades de Río de Janeiro, Salvador y Brasilia no vio casos de "limpieza de calles". La Alta Comisaria de ONU aclaró también que un reciente brote de violencia en barriadas pobres del norte de Río de Janeiro, no se debió a acción de las autoridades, sino a la disputa entre grupos criminales.

De todas formas, Navi Pillay recordó que previo al mundial de fútbol y las olimpiadas “puede haber una tentación de parte del gobierno, como fue la tentación de otros gobiernos que organizaron copas del mundo y olimpiadas, de limpiar las calles, y eso quiere decir apresurarse a tratar la seguridad pública sin preocupación por los derechos humanos".

La sudafricana Pillay dijo en la conferencia de prensa final, que este tipo de situaciones "es algo que puede ocurrir en un país cuando está preocupado por montar un gran espectáculo para las audiencias internacionales, por eso hice una advertencia al respecto", explicó.

La Alta Comisaria de ONU sobre derechos humanos fue más específica respecto a la situación en las cárceles, al llamar la atención de las autoridades sobre la tortura y violencia en los centros de reclusión brasileños. "La extraordinaria tasa de homicidios en las sobrepobladas prisiones brasileñas y las versiones de tortura generalizada y condiciones inhumanas son alarmantes e inaceptables. Igualmente inaceptable es el hecho de que la gran mayoría de los presos son afrobrasileños", afirmó Navi Pillay. "Recomendé que este serio abuso de los derechos humanos no se extienda ni un minuto más. Con esa urgencia debe ser abordado", agregó.

En cuestiones raciales, Pillay señaló que en Brasil, los indígenas y negros están atascados en la pobreza sin acceso a servicios básicos y el empleo. "Cuando casi el 50 por ciento de su población no tiene acceso a derechos económicos y sociales y sufre altos índices de desempleo, el país en su conjunto sufre; cuando los indígenas no son protegidos y empresas los expulsan de sus tierras para actividades mineras o madereras, eso afecta a todos en Brasil", dijo.

Finalmente, la Alta Comisaria de ONI destacó que en sus contactos con el gobierno brasileño percibió que no hay indígenas en altos cargos y únicamente un afrobrasileño ocupa un cargo ministerial, Edson Santos, que es ministro de Igualdad Racial. Navi Pillay llamó la atención sobre estos hechos en una país de los pobladores de origen africano componen el 50 por ciento de la población.

XS
SM
MD
LG