Enlaces para accesibilidad

Nave gigante en los cielos

  • Voz de América - Redacción

El control y la propulsión son provistos por motores de propulsión impulsados por combustibles de avión.

El control y la propulsión son provistos por motores de propulsión impulsados por combustibles de avión.

Una empresa de California construye un nuevo tipo de nave para carga aérea utilizando elementos de un dirigible y de un avión tradicional.

La nueva nave aérea de Aeros Corporation, llamada Aeroscraft está diseñada para cargar más de 50 toneladas de peso y hacer entregas a miles de kilómetros de distancia.

Una demostración del modelo es construida en las afueras de Los Angeles, con fondos del Departamento de defensa, en un hangar que la Marina una vez usó para sus dirigibles que funcionaban con helio. El vehículo de prueba tiene 75 metros de largo por 30 metros de ancho y debería estar listo para volar a fines del próximo año.

“El norte de Canadá y Alaska, donde está la mayor exploración de petróleo y gas, también en el Amazonas, o en el continente africano, que está muy pobremente desarrollado”, dijo Edward Pevzner, quien asegura que la nave llegará a lugares difíciles de alcanzar.

El ingeniero aeronáutico Tin Kenny, dice que la clave del sistema es una nueva tecnología que permite a la nave subir o bajar sin remover o agregar peso, como sucede en los aviones convencionales. Esta nave es algunas veces más pesada y otras más liviana que el aire que la rodea.

“La forma total estará llena con helio, en todo el vehículo y luego en el interior, tenemos el sistema de flotación variable”, explica Kenny.

El helio le permite a la nave subir o bajar y cuando el helio es comprimido, la nave pierde flotabilidad y puede aterrizar.

En control y la propulsión son provistos por motores de propulsión impulsados por combustible de avión.

Kenny dice que el leve peso de la nave y su rígida estructura fueron hechas posible por la nueva tecnología.

“Los avances en materiales compuestos realmente han motivado y movido a esta industria muy lejos. Ellos pueden combinar compuestos con aluminio y construir componentes estructurales de bajo peso”, detalla el ingeniero.

El modelo para demostración debe estar listo para volar a fines de 2012. Si funciona como se espera, versiones aún más grandes estarán en el mercado en pocos años.

La industria militar está interesada en el potencial de esta nave. También la industria comercial. Las aplicaciones en el sector privado incluyen el traslado de gigantescas turbinas a lugares de difícil acceso como las granjas de viento que generan electricidad eólica. Aeros dice que una vez que sus naves demuestren que pueden mover carga, versiones modificadas podrían ser construidas para llevar pasajeros.

XS
SM
MD
LG